fbpx

Go to English version

Tal vez este tipo de información debería provenir de otros expertos en matrimonios y puedes estar pensando que este artículo está completamente parcializado y sí, tienes razón.

Por supuesto, como el equipo de fotografía y videografía de matrimonios que somos, estamos muy interesados ​​en explicar las razones por las que deberías considerar contratar a un videógrafo para tu matrimonio, pero más allá de nuestros intereses particulares definitivamente queremos ayudar a todas las parejas a tomar mejores decisiones.

Sí, creemos que puede parecer un gran presupuesto dedicado a documentar ese día considerando la inversión en fotografía, pero después de muchas experiencias en bodas en las que nos dijeron por favor graba un poquito de los discursos o graba todo el día porque acabamos de cambiar de opinión y no pudimos hacerlo porque no estábamos preparados para eso y no hubo previo aviso, tenemos que  poner las cartas sobre la mesa para ayudarlos a considerar todos los aspectos porque, en serio, no podremos soportar más caras tristes una vez más.

1. Puedes volver una y otra vez a ese día

El día de tu matrimonio ocurrirá solo una vez en la vida, pero el video te permitirá revivirlo para siempre. Algunos recuerdos se desvanecerán sin remedio, pero el video dará vida a los momentos más mágicos que tienen lugar ese día y eso no tiene precio.

2. Para aquellos que no lo lograron

Por triste que parezca, probablemente algunos de los miembros de su familia o amigos cercanos no llegarán ese día y el video será la mejor manera que tendrán para sentirse muy involucrados en lo que fue ese día. Las fotos son increíbles, pero los videos logran transmitir toneladas de emociones.

3. Las palabras dichas no se pueden fotografiar

Estamos hablando de un evento único en la vida y esos votos y discursos deben ser capturados para siempre. Son momentos verdaderamente emotivos y será un regalo para ti y los tuyos poder escucharlos nuevamente en el video corto o en la versión larga.

4. Ahí están, todos los momentos que te perdiste

Ya sea porque tus nervios no te permitirán verlo todo o porque es físicamente imposible hacerlo, ese par de oídos y ojos adicionales que es tu videógrafo te mostrará cómo tú y tu pareja se veían parados en el altar, qué tan bonito se vio todo el esfuerzo que pusiste en la decoración y cómo tus padres te vieron mientras decías tus votos.

5. Un video para disfrutar

No son los 80, así que te aseguramos que éste no será un video aburrido y extremadamente largo que solo vas a ver una vez en la vida, como algunas personas todavía creen. Tu videógrafo (si se trata de Lina lo decimos muy en serio) pondrá su corazón y su alma para capturar la magia de ese día, y toda su creatividad para convertir el video de tu matrimonio en un recuerdo que querrás ver al menos cada aniversario.

6. No te arrepentirás

No queremos que estés preguntando a tus amigos y familiares el día después de tu matrimonio si alguno de ellos por casualidad grabó tus votos o el primer baile y te estés preguntando si no fue una mala idea no contratar a un videógrafo. Estamos seguros de que al contratar a cualquier videógrafo evitarás arrepentimientos y al contratar aquel cuyo trabajo realmente amas obtendrás un verdadero tesoro para tu nueva familia.

SHARE
COMMENTS